Redes migratorias en la ciudad de Huesca

Antonio Eito Mateo

Resumen


Por tamaño Huesca es una ciudad pequeña dentro del conjunto europeo e incluso español (45.000 habitantes). Sin embargo es la segunda ciudad de Aragón y capital de una amplia y extensa provincia. En los últimos años ha aumentado a un ritmo considerable la población “inmigrante”, sobre todo procedente del denominado tercer mundo en busca de trabajo y de un espacio donde poder desarrollar su proyecto vital (el número de extranjeros censados ronda el 1.2% de la población). Analizando la procedencia de estas personas nos encontramos con importantes comunidades procedentes de diferentes países y, si profundizamos vemos como, en gran número, estas personas están vinculadas por lazos de parentesco o de amistad, con otros inmigrantes procedentes de las mismas localidades. En este proceso migratorio es donde han jugado un papel importante estas redes migratorias, que además de construir socialmente una imagen del destino, proporcionan posteriormente acogida, apoyo, información y medios para abrirse paso en una nueva sociedad. Estas cadenas comienzan con la llegada de los hombres (parientes o amigos), para posteriormente pasar a reagrupar la familia (esposa, hijos, padres) que queda en el país de origen, y ayudando a dar esta paso a otros amigos, vecinos, conocidos... Una vez en el destino estas redes son el apoyo fundamental para evitar el desarraigo y el choque cultural, facilitando la inserción social y laboral entre la ciudadanía oscense.

Palabras clave


Huesca; redes migratorias; inserción social y laboral

Texto completo:

HTML


Copyright (c)

RCUB RCUB Declaració ètica Avís Legal Centre de Recursos per a l'Aprenentatge i la Investigació Universitat de Barcelona